UNA CENA DE TERROR EN NUEVA YORK

Jekyll and Hyde Club

Este restaurante te sorprende de inicio a fin. Primera experiencia con cupones de descuento en viajes en un restaurante que combina el mejor terror cliché y una carta de comida americana.

Si querés cambiar totalmente la experiencia de cenar, los restaurantes temáticos son la mejor opción. Jakyll & Hyde Club, en West Village, promete una atmósfera que te hace escapar de la realidad por un par de horas dentro de un ambiente tenebroso con buena comida.

Días previos al viaje, una amiga de la familia que vive en Nueva York nos recomendó que aprovechemos un Groupon para conocer este lugar. No hay nada como el consejo de una local que sabe celebrar la vida todos los días; y además, incluye descuento.

Al llegar, el establecimiento no llama la atención. Sin embargo, apenas entras te encontrar con una decoración inglesa del siglo XVIII con excentricidades recogidas “alrededor del mundo”, según explican en su web.

En la puerta te reciben como en un hotel y te invitan a pasar a un ambiente fuera de lo ordinario, todo en madera y muy recargado. Una decoración perfectamente desordenada, llena de artefactos sombríos. Entre tanto material se destacan criaturas clásicas como el hombre lobo, el vampiro, la momia y gárgolas.

Su lema es ser el lugar de los científicos locos, como lo fue Dr. Jekyll, y así lo confirmamos cuando se acercó a nuestra mesa un hombre que también parece doctor, por su delantal blanco, y comenzó a interactuar con nosotros y el resto de los comensales.

Una cena de terror en Nueva York

¡Cuidado! En Jekyll and Hyde Club nunca estás solo. Los cuadros vivientes siguen cada uno de tus pasos y elecciones en el menú, tal cual una película de terror. Además, aquellas criaturas que reconocimos previamente cobraron vida y sus diálogos fueron los protagonistas de la noche.

A lo largo del restaurante hay múltiples pasajes secretos: ¿Querés ir al baño? Tenés que encontrarlo en una biblioteca construida en un pasillo.

La carta es un sinfín de platos típicos americanos. Los platos son abundantes y los tragos muy bien hechos (fuerte, nada aguados). Quedamos muy satisfechos por la calidad de la comida y por el precio que pagamos por comprar con anterioridad un Groupon (el sistema es tal cual se utiliza acá en Argentina).

Jekyll and Hyde Club es una experiencia distinta en un barrio agradable para conocer la noche de Nueva York. A pesar de que no fuimos un día de show, nos invitaron a recorrer la planta superior que era aún más tenebrosa con una colección de objetos rarísimos.

¿Conoces algún lugar similar? ¿Aprovechaste algún sistema de cupón de descuento en tus viajes?

Otras historias de Nueva York aquí. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *