DESDE LO MÁS ALTO DE NUEVA YORK: ONE WORLD OBSERVATORY

edificio infinito-One World Observatory

¿Top of the Rock o Empire State? One World Observatory. Para quienes visiten Nueva York se lo han hecho más difícil: un nuevo mirador se impone en la ciudad. El One World Trade Center es el edificio principal del complejo reconstruido en el Lower Manhattan. El rascacielos más alto del hemisferio occidental y el sexto rascacielos más alto del mundo.

Toda la experiencia es una representación del “sueño americano”, la idea de la oportunidad de prosperar, tener éxito y lograr esa movilidad social hacia arriba.

Esta #CatadoraDeAlturas ya estaba ansiosa de conocer semejante mirador desde que visite por primera vez Nueva York, donde tuve la oportunidad de recorrer el 9/11 Memorial y ver las primeras estructuras de este nuevo edificio.

Venimos a buscar altura, pero todo empieza en la planta baja. Antes de subir, ubícate en un lateral del edificio y mirá hacia arriba hasta que lo veas como un triángulo. Visto de esta forma, es un edificio infinito. Su fin existe y es de 541 metros, que equivalen a 1.776 pies – cifra simbólica: es el año de la Declaración de Independencia de los Estados Unidos.

La construcción del nuevo edificio forma parte de los esfuerzos por conmemorar a las víctimas tras la destrucción del complejo original del World Trade Center.

¿Me crees si te digo que podés ver la historia de la ciudad en 47 segundos? Sí, ese es el instante que dura el ascenso al mirador. Durante el trayecto, en unos ascensores de última tecnología, te rodea un time-lapse desde 1600 hasta la actualidad. Alrededor ves crecer las primeras casas de Manhattan, la construcción de puentes y edificios famosos; hasta la triste desaparición de las Torres Gemelas. En resumen, cómo la ciudad de los rascacielos cambió a lo largo de los siglos.

Los oídos tapados son la señal de que hemos llegado a lo más alto del rascacielos, al piso 102. Tras todo un show virtual, al mejor estilo americano se hace la luz y accedemos al mirador. Es emocionante. Sus ventanales 360° gozan la vista más amplia que se puede tener de Nueva York. Lo primero que hago es buscar un hueco entre tantos visitantes y ponerme lo más cerca del cristal para admirar semejante vista. Los ojos no son suficientes para visualizar la magnitud de los más de 40.000 edificios que tenemos a nuestros pies.

A diferencia de otros miradores este no posee una parte exterior para, además de ver, sentir y escuchar la ciudad. Igualmente, no hay nada que pueda empañar (salvo las marcas de manos en los vidrios) esta visita. Desde el Empire State hasta Staten Island; el Hudson River y Brooklyn. Todo está a la vista y es de los mejores espectáculos urbanos del mundo.

Dicen que la única experiencia mejor al One World Observatory es un vuelo en helicóptero sobre Nueva York. ¿Alguno lo hizo?

¿Qué hay que ver cerca del One World Observatory?

9/11 memorial

Antes o después de visitar el One World Observatory, les recomiendo visitar las fuentes del 9/11 Memorial. Es un lugar tranquilo y lleno de emociones. Las dos cascadas semi-subterráneas están localizadas exactamente, respetando su perímetro, donde estaban las Torres Gemelas. Los invito a leer sobre mi visita aquí.

La estación Oculus de Calatrava

Esta estación de subte, a pasos del One World Observatory, y donde pasan 11 líneas de metro y cercanías lleva el nombre de su arquitecto en todas partes. Enorme, blanca y futurista se la conoce como la “estación de subway más cara del mundo”, una expresión que se repite en muchas de sus obras por el mundo. Merece su visita, es impresionante y única. Además, tiene un centro comercial con muchos negocios y restaurantes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *